Time: 6:09

La Iglesia

Viernes, 02 Diciembre 2016 12:40

Reflexión

La Iglesia

Quiero hablar con ustedes sobre la iglesia.

No me refiero a la iglesia como edificio construido por el hombre. Me refiero a la iglesia edificada por Jesús.

1.     Ustedes son el templo de Dios

Jesús edificó la iglesia en cada uno de ustedes.

Jesús no edificó la iglesia mezclando hierro, cemento, arena y ladrillos, sino que la construyó en cada persona.

En San Mateo 16:15-19 dice: 15 El les dijo: Y vosotros, ¿quién decís que soy yo? 16 Respondiendo Simón Pedro, dijo: Tú eres el Cristo, el Hijo del Dios viviente. 17 Entonces le respondió Jesús: Bienaventurado eres, Simón, hijo de Jonás, porque no te lo reveló carne ni sangre, sino mi Padre que está en los cielos. 18 Y yo también te digo, que tú eres Pedro, y sobre esta roca edificaré mi iglesia; y las puertas del Hades no prevalecerán contra ella. 19 Y a ti te daré las llaves del reino de los cielos; y todo lo que atares en la tierra será atado en  los cielos; y todo lo que desatares en la tierra será desatado en los cielos.

Jesús edificó la primera iglesia sobre confesión fe de Pedro.

Cuando Jesús le preguntó quién soy, él respondió:

l  Jesús es mi Señor

l  Jesús es mi Salvador, el Mesías

l  Jesús es mi Rey

l  Jesús es el Hijo de Dios

Esta fue la confesión de Pedro.

Jesús dijo que edificaría su iglesia sobre confesión de fe de Pedro.

Pedro no dijo lo que dijo para adular a Jesús, sino que Dios le reveló que Jesús es Salvador, Rey, Hijo de Dios.

En el versículo 17 dice: Entonces le respondió Jesús: Bienaventurado eres, Simón, hijo de Jonás, porque no te lo reveló carne ni sangre, sino mi Padre que está en los cielos.

Dios le reveló a Pedro que Jesús es Salvador, Rey, Hijo de Dios. Por eso decimos que la fe es un regalo de Dios. La Biblia dice que la fe es don de Dios.

En Efesios 2:8 dice:Porque por gracia sois salvos por medio de la fe; y esto no de vosotros, pues es don de Dios

Así como Dios hizo que Pedro conozca y crea en Jesús, Dios nos ayuda a conocer y creer en Jesús. Dios nos ayuda a creer que Jesús fue crucificado por nuestros pecados y que luego resucitó.

Los cristianos nacimos de nuevo a través de Jesús, porque Dios nos hizo creer en Jesús.

En 1 Juan 5:1 dice: Todo aquel que cree que Jesús es el Cristo, es nacido de Dios; y todo aquel que ama al que engendró, ama también al que ha sido engendrado por él.

Es así que los cristianos nacimos de nuevo.

l  La persona que era ladrón en el pasado hace buenas obras luego de creer en Jesús.  

l  La persona que era mentirosa en el pasado se hace honesta luego de creer en Jesús.  

l  La persona que cambia de pareja todo el tiempo se convierte en persona fiel a una sola persona luego de creer en Jesús.

l  La persona que mató en el pasado salva a otras personas luego de creer en Jesús.

Cuando las personas creen en Jesús, estas personas cambian porque conocen a Dios.

Este es un lugar donde los cristianos con fe nos reunimos. Este lugar es una iglesia porque ustedes están aquí, orando, dando culto a Dios, haciendo comunión unos con otros, aprendiendo la palabra de Dios. 

l  Si ponemos aceite en una botella, ésta se convierte en una botella de aceite.

l  Si en vez de aceite ponemos vino, se convierte en una botella de vino.

l  Si lo reemplazamos con vinagre, la misma botella se convierte en una botella de vinagre.

l  Si ponemos azúcar en la botella, se convierte en una botella llena de azúcar.

Asimismo, este edificio es una iglesia porque los creyentes se reúnen en ella.

Nosotros somos cristianos porque Jesús está en nosotros.

Los cristianos no podemos vivir una vida de fe completamente solos y aislados porque el pecado está dominado en este mundo.

En 1 Juan 5:19 dice: Sabemos que somos de Dios, y el mundo entero está bajo el maligno.

Si uno vive con fe pero completamente solo en este mundo, el pecado le molestará y pisará. Por eso, los creyentes nos reunimos en un lugar de comunión con otros, ayudando y sosteniendo los unos a los otros, siguiendo a  Jesús, alabando y glorificando a Dios.

Este edificio es una iglesia porque los creyentes están en este lugar; la verdadera iglesia está en cada uno de ustedes. Muchos piensan que el edificio en si es la iglesia y por eso sus vidas son diferentes dentro y fuera de la iglesia. Pero eso ocurre porque no saben el verdadero significado de la iglesia o porque se olvidan de que ellos mismos con la iglesia.

Debemos saber y entender qué es la iglesia, para poder tener una vida correcta de fe.

Lo que le importa al Señor no es este edificio, sino cada uno de ustedes.

En 1 Corintios 3:16 dice: ¿No sabéis que sois templo de Dios, y que el Espíritu de Dios mora en vosotros?

La Biblia dice que ustedes son el templo de Dios. Ustedes son la verdadera iglesia. Por eso ustedes son más importantes que este edificio.

Este edificio no sería una iglesia sin los creyentes reunidos adentro.

Algunos edificios de iglesias se convirtieron en museos. Otros, en depósitos de fábricas. Algunos edificios de iglesias se convirtieron en gimnasios, o en bodegas. Pero ustedes siempre serán el templo de Dios. Sus vidas y sus corazones son la iglesia. Vivan donde vivan, trabajen de lo que trabajen, siempre serán el templo de Dios.

No se olviden de que ustedes son el templo de Dios.

 

2.     El Espíritu Santo vive dentro de ustedes.

En 1 Corintios 3:16 dice: ¿No sabéis que sois templo de Dios, y que el Espíritu de Dios mora en vosotros

El Espíritu Santo mora en ustedes. Y en este momento ustedes están en este edificio. Por eso, el Espíritu Santo mora en este edificio que llamamos iglesia.

Si ustedes salen de este edificio, también sale el Espíritu de Dios con ustedes

En 2 Samuel 7:6 dice:Ciertamente no he habitado en casas desde el día en que saqué a los hijos de Israel de Egipto hasta hoy, sino que he andado en tienda y en tabernáculo.

 

El Espíritu de Dios no mora en un lugar físico especial, sino que mora en cada uno de los creyentes.

 

En Apocalipsis 2:11 dice: El que tiene oído, oiga lo que el Espíritu dice a las iglesias. El que venciere, no sufrirá daño de la segunda muerte.

 

El Espíritu Santo se comunica con cada uno de los creyentes.

 

En Santiago 4:5 dice: ¿O pensáis que la Escritura dice en vano: El Espíritu que él ha hecho morar en nosotros nos anhela celosamente?

 

En 1 Tesalonicenses 5:19 dice: No apaguéis al Espíritu.

 

El Espíritu Santo mora en ustedes. Si ustedes hacen culto en sus casas, el Espíritu Santo mora en sus casas. Sus casas son la iglesia. Si el culto es en el monte, ese lugar es la iglesia, porque el Espíritu Santo mora en ustedes. Si el culto es en una escuela, o en una comisaría, entonces esa escuela y esa comisaría es la iglesia porque el Espíritu Santo mora en ustedes. Por eso cada uno de los creyentes son:

 

l  una iglesia con vida

l  una iglesia móvil

l  una iglesia activa

l  una iglesia viva

l  una iglesia donde obra el Espíritu Santo

 

No se olviden de que Espíritu Santo mora en ustedes mismos.

3.     Ustedes deben vivir una vida limpia.

En San Juan 15:3 dice:Ya vosotros estáis limpios por la palabra que os he hablado.

Con nuestra confesión de fe, Dios ya ha limpiado nuestro pecado original. Nosotros debemos ser limpios dentro y fuera de nuestros cuerpos.

En 2 Corintios 7:1  dice: Así que, amados, puesto que tenemos tales promesas, limpiémonos de toda contaminación de carne y de espíritu, perfeccionando la santidad en el temor de Dios.

 

l  Hay un pecado original.

l  Existe el pecado fuera del cuerpo.

l  Existe el pecado dentro del cuerpo.

Dios ya limpió nuestro pecado original en el momento en que confesamos nuestra fe.

En Romanos 6:2 dice: En ninguna manera. Porque los que hemos muerto al pecado, ¿cómo viviremos aún en él?

l  Nuestros pecados fueron limpiados por la sangre de Jesús.

l  Nosotros renacimos como nuevas personas por la palabra de Dios.

l  Somos un cuerpo con Jesús.

l  Renacimos junto a Cristo para vivir una vida nueva sin pecado.

En 2 Corintios 5:17 dice: De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas.

Debemos limpiar constantemente los pecados internos y los pecados externos. Ejemplos de pecados internos son la avaricia, los celos, la venganza, desear el mal, etc. Ejemplos de pecados externos son las violaciones de la ley, el robo, la matanza, el engaño, etc.

Veamos a los fariseos.

En San Mateo 23:25-28 dice: Ay de vosotros, escribas y fariseos, hipócritas! porque limpiáis lo de fuera del vaso y del plato, pero por dentro estáis llenos de robo y de injusticia.26 Fariseo ciego! Limpia primero lo de dentro del vaso y del plato, para que también lo de fuera sea limpio. 27 Ay de vosotros, escribas y fariseos, hipócritas! porque sois semejantes a sepulcros blanqueados, que por fuera, a la verdad, se muestran hermosos, mas por dentro están llenos de huesos de muertos y de toda inmundicia. 28 Así también vosotros por fuera, a la verdad, os mostráis justos a los hombres, pero por dentro estáis llenos de hipocresía e iniquidad

Los fariseos eran limpios por fuera. No había nada para reprocharles. Pero estaban llenos iniquidad por dentro. 

En 2 Corintios 7:1 dice: Purifiquémonos de toda impureza de cuerpo y espíritu.

La Biblia dice: Yo soy santificado, ustedes sean santos.

En 1 Corintios 3:17 dice: Si alguno destruyere el templo de Dios, Dios le destruirá a él; porque el templo de Dios, el cual sois vosotros, santo es.

En 1 Corintios 3:18 dice:Nadie se engañe a sí mismo; si alguno entre vosotros  se cree sabio en este siglo, hágase ignorante, para que llegue a ser sabio.

Engañarse a uno mismo es ensuciarse a uno mismo. Los creyentes son el templo de Espíritu. Deben ser limpios dentro y fuera de la iglesia. Hay que limpiar cuerpo y espíritu.

Esta vida puede ser un poco solitaria. Pero el Espíritu Santo estará con ustedes, ayudándolos, hablándoles.

En 1 Pedro 1:15 dice:Sino, como aquel que os llamó es santo, sed también vosotros santos en toda vuestra manera de vivir; 16 porque escrito está: Sed santos, porque yo soy santo.

Ya que tenemos estas promesas, queridos míos, purifiquémonos de toda impureza de cuerpo y espíritu, haciendo realidad la obra de nuestra santificación y respetando a Dios.

 

Debemos pedir al Espíritu Santo para que nos ayude a tener una vida santificada.

El Espíritu Santo no es instrumento para hacer milagros. El Espíritu Santo es el espíritu de Dios, y de Jesús.

 

Jesús edificó la iglesia sobre el credo de Pedro a quien ha disciplinado para ser discípulo de Jesús. Necesitamos disciplina en la iglesia para vivir una vida cristiana en este mundo.

 

El Espíritu Santo revive el alma de las personas y nos ayuda a comprender la palabra de Dios. El Espíritu Santo nos hace conocer a Dios. Nos ayuda a entender la voluntad de Dios y nos hace glorificar a Dios. Nos hace vivir una vida pura y de comunión con Dios.

La vida cristiana no es una vida religiosa, sino que es una vida de continua santificación.

 

En lugar de enfatizar solamente en el crecimiento de la iglesia, debemos enfocarnos en purificar nuestras almas y cuerpos y hacer discípulos de Jesús.

4.     Conclusión

En Salmos 37:3-7 dice: Confía en Jehová, y haz el bien; Y habitarás en la tierra, y te apacentarás de la verdad. 4 Deléitate asimismo en Jehová, Y él te concederá las peticiones de tu corazón. 5 Encomienda a Jehová tu camino, Y confía en él; y él hará. 6 Exhibirá tu justicia como la luz, Y tu derecho como el mediodía. 7 Guarda silencio ante Jehová, y espera en él. No te alteres con motivo del que prospera en su camino, Por el hombre que hace maldades.

 

El creyente es la iglesia, es el templo de Dios donde mora el Espíritu Santo. Para los creyentes la comunión con Dios es bendición y felicidad, es el reino de Dios.

 

Deben ser santos para hacer comunión con Dios. Sean el templo de Dios. Sean una casa espiritual. El Espíritu Santo mora en ustedes. Y así podrán encontrar a Dios, escuchar la voz de Dios, hacer comunión con Dios, y caminar junto a Él. La bendición del cristiano es encontrar a Dios.

 

Deseo que tengan una semana de corazón puro junto a Jesús y les deseo una vida de comunión con nuestro Señor Jesucristo.

 

Eliseo Jung
Rector IBIA
www.ibiaargentina.com

 

 

Valora este artículo
(0 votos)
Visto 122 veces